Medicinas contra todas las enfermedades

El programa, “BelRosTransgen”, funciona para la salud

Uno de los programas conjuntos más tecnologícos y de alto contenido tecnológico –“BelRosTransgen”– da recultados prácticos. Este proyecto a largo plazo se inició en 2003 con un ambicioso objetivo de iniciar la producción de medicinas con una proteína única de la lactoferrina humana. Como el resultado del programe fue críado un rebaño de cabras-productores de proteína medicinal humana de lactoferrina. Los animales únicos en una granja especial –ubicada en el centro científico y práctico de la ganadería de la Academia Nacional de Ciencias de Belarús, situada en las afueras de Zhódino– tienen todas las condiciones necesarias para ello. Recientemente, el centro lo visitó y pudo conocer todos los detalles del desarrollo del programa el Secretario de Estado de la Unión de dos Estados, Grigory Rapota.


Es suficiente mirar la lista de las propiedades únicas de la lactoferrin apara asegurarse de la vital importancia de este trabajo conjunto de científicos belarusos y rusos. Hace falta señalar que la lactoferrina fortalece el sistema inmunológico y tiene un efecto anti-inflamatorio, tiene  las propiedades de antibiótico sin causar habituación. También podría ser utilizado en la producción de la alimentación artificial para lactantes. En el stand especial fueron presentados los prototipos de preparados con lactoferrina que provienen enfermedades infecciosas y resfriadas y el déficit de hierro para luchar con bacterias patógenos y aumentar posibilitades de organizmo durante ejercicios deportivas.

El primer vicedirector general del centro científico y práctico de la ganadería de la Academia Nacional de Ciencias de Belarús, el doctor en ciencias agrícolas, el académico, Iván Sheikó, contó, qué ya se hizo en el marco delnuevo programa:

— Este año hemos pasado del programa, “BelRosTrasgen”,al programa, “BelRosFarm”. El objetivo del primer proyecto fue crear la tecnología de la obtención de los animales transgénicos primarios. En 2007, los mismos fueron obtenidos. La segunda etapa del programa, “BelRosTransgen”, consistía en la cría de estos animales. El rebaño experimental de animales-productores fué formado.

A finales de 2013, ya tuvimos en torno a 200 cabezas de animales transgénicos. Pudimos obtener de la leche de cabras un número suficientemente grande de la lactoferrina: unos seis gramos por litro.

Por supuesto, para producir las medicinas con lactoferrina, así como los suplementos con la misma se requieren de importantes cantidades de la proteína. Por lo tanto, tenemos que pasar a una forma industrial de su obtención de la leche. Hoy en día, en este asunto están lideando los colegas rusos: nuestros socios del proyecto desde Nizhny Novgorod ya han adquirido e instalan sus equipos. A su vez, los científicos belarusos están tramando planes para adquirir una instalación, que les permitirá procesar con eficacia la leche de los animales ya existentes. En el futuro, se necesitará un equipo más potente, ya que el número de animales transgénicos está creciendo constantemente. Especialmente para ellos se está construyendo una nueva granja para 250 cabras y 500 individuos jóvenes, así como un experimental módulo de procesamiento, donde, de hecho, está previsto obtener la proteína.

El Secretario de Estado de la Unión de dos Estados, Grigory Rapota, de esta manera evaluó, lo que había visto en el centro científico y práctico de la ganadería y los resultados del nuevo programa, “BelRosTransgen”:

— En teoría, yo sabía que estaba pasando aquí. Era importante obtener experiencias en cuanto al rebaño, el producto final, lo que era el trabajo científico, para resolver el problema de la obtención de la lactoferrina humana de la leche. Cabe señalar que estas experiencias son muy contradictorias. Por un lado, veo que es un trabajo delicado y minucioso, que requiere de mucha paciencia, y que ya ha sido llevada a cabo su gran parte. Este es un producto de alta tecnología, que requiere de muy alta calificación. Por otro lado, está claro que aún queda mucho por hacer. Todavía no hemos logrado el objetivo final, cuando se puede decir que el programa se ha concluido, que hace faltalanzar una producción y es un punto final.

El cumplimiento del programa continuará: a partir de ahora bajo el título, “BelRosFarm”. El programa –destinado hasta el año 2018– prevé el desarrollo de tecnologías para la producción industrial de medicamentos, suplementos de alimentos y productos a partir de la lactoferrina.

Antón Kostyukévich

Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?