La memoria se queda para siempre

Cómo se puede rendir homenaje a los quien puso su vida al altario de la independencia de la patria? Es fácil hacerlo si no se ha debilitado la memoria sobre el sacrificio de los padres y abuelos en arás del futuro de los niños, nietos y las próximas generaciones.
Cómo se puede rendir homenaje a los quien puso su vida al altario de la independencia de la patria? Es fácil hacerlo si no se ha debilitado la memoria sobre el sacrificio de los padres y abuelos en arás del futuro de los niños, nietos y las próximas generaciones. La memoria sobre los héroes debe ser eterna. En Belarús contemporránea no hay otras opiniones en este sentido. Aquí acuerdan y  honran a sus libertadores.

memory.pngLos 70 años de la liberación de Belarús de los invasores fascistas es la fecha pasante: habrá 80 años, y 90, y 100… Pero son tales aniversarios cuando la memoria se desnuda con la fuerza especial. Honramos a los veteranos y en su persona a todos los guerreros-libertadores. Nuestros sentimientos de la gratitud escapan para afuera, y en eso consiste la fuerza de la fiesta. El 3 de julio, xomo siempre, se celebrará el desfile solemne y la procesión de fiesta, habrá saludos y fuegos artificiales…

El tema principal de este ejemplar es — “70 años de la liberación. Nosotros recordamos”.  
“Esta casa de la Vitoria” — los artículos reunidos según el tema que tratan del edificio nuevo del Museo Belaruso Estatal de la Historia de la Gran Guerra de Patria en la ciudad de Minsk que se abre precisamente en vísperas del 70-to aniversario de la liberación de Belarús de los nacistas. A continuación se presenta el extracto de este material: “…La cúpula del edificio nuevo del Museo Belaruso Estatal de la Historia de la Gran Guerra de Patria se ve desde lejos. Saliendo de la plaza de Svoboda a la avenida de Pobediteley  te diriges hacia la instalación excepcional. Este lugar elegido no es solamente acertado sino también simbólico. Al lado se encuentra el parque de la Vitoria,  y delante de la fachada principal hay el monumento "Minsk — la ciudad héroe", fundado en el año 1984 para el 40-to aniversario de la liberación de Belarús de los nacistas. Ahora el país va a celebrar ya el 70-to aniversario de la vida pacífica”.

En la colección temática de los artículos es interesante a su manera la publicación “Aquí comenzaba “Bagratión”. Y la causa es la siguiente. La operación legendaria “Bagratión” que comenzó de los pantanos belarusos el 23-24 de junio de 1944 resultó no solamente estratégicamente exitosa. Terminó con la vitoria. Se hizo el punto de partida de la liberación veloz de Belarús, y luego de toda Europa. Su papel en la Segunda Guerra Mundial el wehrmacht definió así: “La derrota del grupo de ejércitos  “Centro” en Belarús significaba la catástrofe que había superado la de Stalingrad”. Sin embargo, hasta hoy no se ha inmortalizado el lugar de dónde comenzó la marcha de vitoria del ejército soviético hacia Berlín. Y así al pasar 70 años surgió la idea de fundar aquí el complejo memorial — el símbolo de la memoria sobre “Bagratión”. Puede ser, según la buena tradición belarusa — con todo el mundo.... 

O, por ejemplo, el extracto ya de otro artículo que se llama “Los héroes no mueren”: “…Para la operación de ataque “Bagratión”, que comenzó por la mañana del 23 de junio de 1944 en el territorio de la provincia de Vítebsk, el Ejército Rojo se preparaba de antemano. A fin de limpiar los pasos en los campos de minas del adversario, los zapadores trabajaban sin parar. Inclusive el grupo bajo el mando de Mitrofán Pitenin. En la primavera de 1944 Pitenin con los compañeros al suroeste de la ciudad de Vítebsk desminó la línea reforzada del adversario. Cuando comenzó el combate con el destacamiento diversivo del enemigo, el guerrero valiente con la ametralladora de trofeo exterminó a más  de diez soldados y oficiales hitlerianos. Por la ejecución ejemplar de las tareas del mando el cabo primero Pitenin fue condecorado con el orden de Gloria de 1-r grado. Luego se hizo el primer caballero absoluto del orden de Gloria de tres grados. Sin embargo, el destino  de este soldado atrevido no le permitió celebrar el Día de Vitoria.   El 3 de junio de 1944 fue mortalmente herido y falleció el mismo día. Fue entrerrado en el cementerio militar en el pueblo Star del distrito Lioznensky de la provincia de Vitebsk. Al 70 — to aniversario de la muerte de Mitrofán Pitenin en este lugar en su honor se inauguró la placa conmemorativa y se celebró el mitín al cual vinieron sus familiares de la provincia Riazanskaya de Rusia”.

Sí, que la liberación fue conseguida por cuenta de muchas vidas. Ellos,  los héroes, realizaron la hazaña. Y no lo vamos a olvidar nunca. La memoria se queda para siempre. Se reflejará en las flores al pie de los monumentos y complejos memoriales que hay mucho en Belarús, tanto en las ciudades grandes como en las aldeas pequeñas. El edificio nuevo del Museo de la Gran Guerra de Patria es también el día de la memoria, su encarnación en las imágenes soportadas por la realidad heroica, aunque sea de setenta años. Es el caso cuando el tiempo no reduce  la fuerza de la hazaña. Y con los años la memoria no se pierde. Es que ella es para siempre.

Víktor KHARKOV

Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?