El nuevo “Cascanueces”

En el Teatro de jуvenes espectadores el cuento viejo lo presentaron de modo nuevo
En el Teatro de jуvenes espectadores el cuento viejo lo presentaron de modo nuevo.

Dos “Cascanueces” nuevos surgieron en Minsk a la vez: el espectбculo puesto en mъsica de P.I. Chaykovskiy en el teatro de ballet y la obra del mismo nombre en el Teatro de jуvenes espectadores capitalino. Hasta el momento existiу sin competencia alguna sуlo “Cascanueces” del teatro de actores. A lo mejor, el escritor alemбn, compositor, pintor, hombre pъblico del siglo XIX Ernst Teodoro Amadeo Goffman, no podнa suponer que se convertirнa en una persona tan famosa, y particularmente en el terreno ajeno. El mismo estaba orgulloso de otras obras suyas, pero el tiempo lo ordeno a su manera.
La historia de Goffman no relata nada bueno para los roedores. Las ratas fastidiaban al Rey. Debido a lo cual йste mandу exterminarlas. Comenzaron a vengar. La vнctima de la crueldad de las ratas fue el sobrino del artesano de los juguetes. Lo convirtieron en un Cascanueces, un juguete para cascar las nueces. El maestro regalу Cascanueces a la chica Masha, y como era la йpoca de Navidad, comenzу la magia.
Este cuento suelen interpretarlo como el espectбculo navideсo, como si fuera un sueсo en vнsperas de la nueva espira de la vida. La directora de escena del Teatro de jуvenes espectadores Natalia Basheva organizу el espectбculo de manera muy seria, por eso su obra no se parece a un espectбculo navideсo de una sola vez. Aunque es un espectбculo feйrico y alegre, con la decoraciуn lujosa, los trajes ricos, en el primer plano la directora puso el crecimiento de los niсos. Resulta muy importante el momento cuando los juegos poco serios con las muсecas se sustituyen por la valoraciуn consciente de lo bueno y de lo malo.
El cuento sigue con interйs el “pъblico mezclado” compuesto tanto de los niсos como de los adultos. Algunos se acuerdan de su propia niсez. Otros descubren las novedades desconocidas hasta el momento. El espectбculo conserva el curso triste de los acontecimientos de Goffman, pero la fuente originaria literaria estб puesta en escena y adoptada a la sicologнa de nuestros niсos. Hasta se puede decir que los peritos del “Cascanueces” clбsico de ballet puesto en la mъsica de Piotr Chaykovskiy se enrfentу a los cambios nuevos en el argumento y a los detalles nuevos.
Natalia Basheva, ocupбndose de la escenificaciуn, desestimу en cierto grado la opiniуn y la teorнa de Goffman. Y lo hizo bien. Este mнstico, seguro de que la gente estб condenada sуlo a la soledad y a los sufrimientos, estaba en contra de las decoraciones lujosas y los trajes ricos. Hasta no podнa suponer que todas las interpretaciones posteriores de su obra fueran unos espectбculos tan vistosos.
Las obras de Goffman educan a los noсos alemanes. Tal vez, no piensen en que el cuento no es muy bondadoso, hasta es algo triste. En la hisotoria de las ratas de Goffman se esconde el horror de lo absurdo que es el mundo circundante y sus ideas mнsticas. Es dudoso que sea interesante para los niсos nuestros. Entonces, їen quй puntos podemos fijar su atenciуn?
La directora de escena junto con la pintora Alesia Sorokina se sumergieron en el mundo fantбstico, creado por el romбntico alemбn, se acordaron de que Goffman no era sуlo el escritor, sino tambiйn el compositor y el artista, esto significa la abundancia de colores y de sonidos. Un enorme mundo brillante donde se compaginan el cuento y la realidad, — la frontera del siglo 18 y 19. La angustia del alma y la esperanza para el futuro. En aquel entonces creaban y regalaban los juguetes ingeniosos hechos a mano, mбs enigmбticos que los contemporбneos. En aquella йpoca el juguete para cascar las nueces podнa convertirse en un prнncipe precioso. Hoy en el arte el robot se convierte fбcilmente en un hombre. Aquн encontramos la continuaciуn peculiar de la tradiciуn. El cuento relatado de otra manera. La personificaciуn, la hominizaciуn del muсeco y el cumplimiento del sueсo.
De esta manera en el teatro fue encontrado el curso correcto del cuento famoso. Sin robots y los caballeros de metal. Sin danzas modernas. Privado de agresiуn del mundo de tйcnica. El teatro decidiу: que el espectador pequeсo permanezca mбs entre los juguetes y peluches bellos, trajes de fiesta, dentro del interior rico y delicado de los sueсos retro de sus abuelas. Y el conocimiento de la vida vendrб mбs tarde.
Un espectбculo puede ser divertido hasta sin copiar las estrellas de mъsica modernas. Resultу que se puede evitar el trueno de la mъsica electrуnica y el ritmo duro de las danzas. El arcaнsmo leve de la decoraciуn se esfuma en la mъsica del espacio de la escena. Como si el teatro organizara la bъsqueda de la atracciуn perdida a travйs de la fe ingenua.
En el ъltimo estreno de “Cascanueces” en el Teatro de jуvenes espectadores la perseverancia de la voluntad artнstica de sus participantes da la esperanza de que todo estarб bien. Para los espectadores jуvenes el teatro es el modelo del mundo. Que se disfruten de los cuentos escelentes, bondadosos, que sueсen, crezcan y vengan al teatro, pero ya con sus propios hijos.

Irina Trifonova
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?
Новости
Все новости