La vida en el paraнso y fuera del mismo

[b]ЎCуmo ella interpretaba el papel de Paulinka en el espectбculo del Teatro Nacional Acadйmico Yanka Kupala, “Paulinka”! Su Paulinka era muy femenina, inteligente y encantadora... Quiйn viу a Zoya Belokhvostik, artista emйrita de Belarъs, interpretando este papel, no podнa dejar de admirar aquella fusiуn orgбnica de la forma y el contenido, que la actriz, siendo aъn estudiante, pudo transmitir al pъblico. [/b]Recuerdo, como las personas benйvolas hablaban de ella como de un diamante de agua limpia en un marco precioso. Y tenнan toda la razуn. Pues parecнa que en el escenario teatral estaba actuando la estudiante graduada de una de las mejores escuelas de actuaciуn del mundo, por lo menos, de la escuela estudio de MKHAT. Pero ella fue nuestra, como se dice, local, hasta los huesos. Era la vecina de una ciudad, que absorbiу la cultura de varias generaciones de actores y que aprendiу el arte de actuaciуn de los grandes actores y pedagogos belarusos: Galina Makбrova, Pбvel Kormunin, Zinбida Brovarskaya, Lнliya Davidуvich y Gennady Ovsiбnnikov...
ЎCуmo ella interpretaba el papel de Paulinka en el espectбculo del Teatro Nacional Acadйmico Yanka Kupala, “Paulinka”! Su Paulinka era muy femenina, inteligente y encantadora... Quiйn viу a Zoya Belokhvostik, artista emйrita de Belarъs, interpretando este papel, no podнa dejar de admirar aquella fusiуn orgбnica de la forma y el contenido, que la actriz, siendo aъn estudiante, pudo transmitir al pъblico.

Recuerdo, como las personas benйvolas hablaban de ella como de un diamante de agua limpia en un marco precioso. Y tenнan toda la razуn. Pues parecнa que en el escenario teatral estaba actuando la estudiante graduada de una de las mejores escuelas de actuaciуn del mundo, por lo menos, de la escuela estudio de MKHAT. Pero ella fue nuestra, como se dice, local, hasta los huesos. Era la vecina de una ciudad, que absorbiу la cultura de varias generaciones de actores y que aprendiу el arte de actuaciуn de los grandes actores y pedagogos belarusos: Galina Makбrova, Pбvel Kormunin, Zinбida Brovarskaya, Lнliya Davidуvich y Gennady Ovsiбnnikov...
No puedo olvidar, con que gracias movнa Zoya en el escenario, cantaba de modo tan encantador tomando notas bajas, bailaba, elevaba las pestaсas y con una mediasonrisa y dignidad de una muchacha del pueblo, se presentaba como una mujer grande y noble, como si miraba en lo mбs profundo de su propia imagen. Claro que no eran sуlo sus genes que la actriz heredу de su bisabuelo, abuelo, padre, sino tambiйn su enorme laboriosidad personal.
A lo largo de 16 aсos Zoya Belokhvostik desarrollaba los mejores rasgos de su Paulinka. Es probable que ella contiъe interpretando este papel durante algъn tiempo mбs, si no fuera su madre, Olga Glйbovna Glйbova, que respetaba muchнsimo su hija, una vez dijo: “їNo crees que ya es hora de dejar este papel?” La misma Zoya sabнa muy bien que en el teatro sуlo el director de escena decide, quiйn y quй papel interpreta. Pero ella pudo convencer a Valery Raevsky y pasar su papel a Svetlana Zelenkуvskaya, diciendo que sin continuidad no habrнa teatro en general.
Nos reunimos para conversar sobre la profesiуn de actor, sobre la vida y el amor, los valores familiares y el trabajo creador, asн como sobre la actual situaciуn en el teatro y cуmo ella podrнa adaptarse a actuar en el nuevo edificio del teatro y comenzar a participar en los nuevos espectбculos. Ademбs de eso, hablamos de los momentos mбs importantes en la trayectoria de actor: la fama y el olvido.
Claro que Zoya Belokhvostik no estб olvidada. La respetan en el mundo teatral y la adoran sus admiradores. Ademбs de eso, la actriz sigue siendo ocupada en muchos espectбculos. Entre ellos: “La gente del pantano”, “No es mнo”, “Cena con un tonto”, “Descarado”, “Nochebuena”, “Cabaret” y “Panna Negra de Nesvizh”... A pesar de eso, Zoya se pone algo triste. Ahora en el repertorio del teatro no hay sus obras favoritas, como “Idilio”, “Bloody Mary”, “Ivonna Burgъndskaya” y “Los hijos de Vaniushin”, en las cuales ella ha interpretado papeles protagonistas. Algunas actuaciones fueron suspendidas “por la edad” y una vez comenzadas las obras de reparaciуn del teatro. A esta altura, cuando el teatro ha sido reconstruido, en el repertorio hay sуlo tres espectбculos, pues se necesita tiempo para conocer todas las posibilidades tйcnicas del nuevo escenario. Hoy en dнa, Zoya Belokhvostik estб trabajando en la Academia Nacional de Artes de Belarъs, donde da clases de la actuaciуn a los estudiantes y participa en la empresa, “Tomar, cantar y llorar...”, una obra muy positiva puesta por la joven directora muy talentosa, Katia Ogorуdnikova, que regala al pъblico una enorme alegrнa tras sentir compasiуn hacia las personas ajenas y su destino. En esta obra Zoya interpreta un papel bastante grande. Cada actor sabe que no hay papeles pequeсos o grandes: todos los papeles exigen muchas fuerzas, asн como emociones. Me agrada mucho el hecho de que nos concidamos en la opiniуn de que el teatro es un templo, donde incluso los artistas mбs distinguidos y respetados a veces estбn privados de los papeles grandes, es decir tienen los asн llamados paros, que les hace sufrir mucho. En mi opiniуn, de este modo el destino como si estй probando el profesionalismo y la espiritualidad de los maestros de escena. Ademбs de eso, hablamos con Zoya sobre los beneficios de una edad madura, cuando llega el entendimiento de que cada persona crea en su alma el paraнso o el infierno. Tambiйn hablamos sobre el estado psicolуgico de una persona cerrada y es imposible sentir el amor de los demбs, cuando las puertas del alma estбn cerradas. Las dos llegamos a la conclusiуn de que es difнcil despertar aquеllos sentimientos puros que todos nosotros habнamos traido desde el paraнso de nuestra infancia a la vida adulta, del cual salimos debido a la inevitabilidad del crecimiento.
Zoya Belokhvostik, nuestra invitada especial, estб en una edad perfecta, vive acompaсada de la capacidad de parar y reflexionar sobre su vidaa en la profesiуn y fuera de la misma, asн como poner prioridades para seguir creciendo siempre. Estoy seguro de que la actriz seguirб teniendo muchos logros creativos y la felicidad personal. Pues estб en muy buena forma.

Infancia y sueсos...
Mientras mi abuelo era vivo, vivнa una infancia muy tranquila y feliz. Era como una vida en el paraнso. Luego comenzу una nueva vida llena de muchas obligaciones y responsabilidades. Era el mundo, en el cual las palabras “hace falta” y “debe” a veces no me permitнa sonreнr...
Hasta cumplir seis aсos de edad, nadie me presionaba. Estaba libre y vivнa en felicidad, cuando inconscientemente sabes de que todos te aman y tъ amas a todos. Con cada miembro de la familia –madre, padre y abuelos– tenнa mi propia relaciуn, en la que una melodнa principal sonaba y sigue sonando en mi corazуn una melodнa de amor. Tan pronto pienso en aquella йpoca lejana, en mi memoria aparece nuestra casa de campo llena de imбgenes relacionadas con la misma. Yo hablo con todo lo que estб creciendo, que estб en el camino, que se mueve... Todo el mundo enorme alrededor es vivo y sorprendente... Y aquн estб mi habitaciуn, muсecas, pinturas, esculturas... He aquн tambiйn el macizo de flores... Parece que yo incluso percibo el olor de las flores y siento, como reseca la piel en las palmas de la tierra, en la cual las meto y estoy cavando el lugar para el “secreto”. Luego al poner flores, las cubro con pedazos de vidrio y lleno con tierra. Y gozo de la sensaciуn de felicidad, como voy a mostrar toda esta belleza a aquellas personas, que amo. Oigo el canto de los pбjaros y susurro de las hojas... En medio de todo este resplandor soleado al color verde predominante en verano estб el protagonista. Es mi legendario abuelo Gleb Glйbov, el orgullo de la escuela de actores belarusa... Pero todo eso no lo sabнa. Para mн lo mбs importante es otro: el juego, en el cual participo con mucha alegrнa... Mi abuelo era una persona muy plбstico, que sabнa moverse ligeramente, sin movimientos bruscos. Me mostraba algunos bocetos, yo adivinaba, їquiйn es йl en este momento: tetera, liebre, grajo... Y en seguida yo misma comenzaba a presentar algo...
En los juegos, mi abuelo a menudo era mi pequeсo hijo: lo ponнa en un rincуn, lo obligaba a sentarse a la mesa y le daba de comer la papilla de pйtalos. Y йl hacнa todo lo que le pedнa hacer, es mбs lo hacнa con muchas ganas. Y lo que es curioso, luego no yo querнa jugar con los chicos, lo que no era conviniente para un actor nacional de la antigua Uniуn Soviйtica, que nombraban el gran improvisador. Sуlo mбs tarde me dн cuenta de que cuando mi abuelo estaba jugando conmigo, ya estaba muy enfermo...
Mi abuela era una persona muy severa. Ella me leнa libros, cuentos de hadas y otras obras literarias. Leнamos y hablбbamos sobre lo leнdo... Por nuestra casa a menudo pasaban los actores del teatro Yanka Kupala. Mi abuela les servнa la comida. Cocinaba sopas y muy ricas empanadas... Recuerdo, como yo le ayudaba a poner la masa y rellenar empanadas.
Cуmo me gustarнa regresar a este paraнso para volver a tener aquel estado de бnimo tal vez para un dнa. Aquel tiempo era una gran alegrнa. Ademбs de eso, hacer lo que me gustarнa hacer: viajar, explorar lo desconocido, cumplir con mis sueсos, aunque no relacionados con la profesiуn de actor. Estoy segura de que si uno pone esfuerzos y hace algo, se cumplen todos sus sueсos. Quiero decir que nunca nada me salнa fбcil. Si algo bueno pasaba en mi vida, era tras trabajar mucho y duro, igual como mi madre y mi padre (Valentнn Belokhvostik, artista popular de Belarъs — Aut.), que trabajaban mucho...
Mi bisabuelo por la lнnea de mi madre era un actor y servнa en el teatro Kropivnitsky (Mark Kropivnitsky es dramaturgo, actor y director de escena ucraniano — Aut.) y mбs tarde, para mantener a su familia, trabajaba de ingeniero en una estaciуn ferroviaria. De allн proviene esta “enfermedad contagiosa” de actuar en el escenario.
Mi madre siempre ha sido y sigue siendo en mis pensamientos y recuerdos una mayor autoridad. Siempre apreciaba su opiniуn, escuchaba su crнticas de mi trabajo de actriz. Ademбs de eso, con ella –muy buena pianista– con mucho gusto trabajaron loss cantantes y pedagogos. Era una persona sensible, inteligente, cariсosa y con buen gusto. Hace falta seсalar que me daba consejos muy delicados para no ofenderme.
Nos нbamos a descansar en un coche. A Odesa y Crimea... Mi padre y el auto eran algo нntegro. Recuerdo sus manos seguros, conduciendo el auto y su sonrisa con dientes blancos... Mi padre era buen conductor y ninca tuvo accidentes.
Ver la reconocida obra “Paulinka” para mi era toda una emociуn. En la misms mi abuelo interpretaba el papel de Pustarйvich. Lo ъnico que no me gustaba, que en la obra lo pegaban y ofendнan. Una vez, cuando Agata empezу a golpear a Pustarйvich, yo en voz alta gritй: “ЎNo pegue, por favor, a mi abuelo”. Me echaron de inmediato de la sala de espectбculos y no me permitнan venir a ver el espectбculo hasta que empezara a comprender que deberнa permanecer callada durante la funciуn.
Al cumplir cuatro aсos, ya sabнa que iba a ser actriz. Por lo tanto, tomaba parte de todas las fiestas celebradas en el jardнn de infancia y la escuela. Era tan natural para mн como respirar. Todo el mundo sabнa, quien era mi abuelo y mi padre. Estudiaba en la escuela de йlite nъmero 30, que se encontraba en el centro de la ciudad de Minsk. Los compaсeros de mi clase eran maravillosos y muy buenos amigos. En general, eran hijos de los padres y abuelos inteligentes. Por lo tanto, nos crecнamos personas libres y sin complejos. Sin embargo, a veces me parecнa que los maestros –que daban clases de ciencias exactas– me despreciaban por ser una humanitaria absoluta. Pero, como supe mбs tarde, ellos se daban cuenta de que yo nunca necesitarнa los conocimientos de ciencias exactas.

Dinastнa
Hace falta seсalar que la misma idea de ser parte de una dinastнa impone una gran responsabilidad a uno, que en un tiempo puede convertirse en un gran obstбculo. Como sucede eso, he podido observar en el destino creativo de mi hija, Valia, pues detrбs de la misma estбn cuatro generaciones de actores. Creo que en mi caso todo era mбs fбcil. Pero el deseo de no ser peor que mi abuelo y mi padre, siempre me perseguнa hasta que no me reconocieran. Lo que, a propуsito, sucediу bastante rбpido. Me reconocieron como actriz y yo nunca me vн obligada a comprobar que era actriz por la herencia, sino porque yo misma en esta profesiуn era capaz de desarrollarse y crecer. En general, gracias a Dios, mi destino me trata muy bien.
Me gustarнa subrayar que con el paso de los aсos, yo pongo mбs exigente hacia mi misma. Pues ya sй que necesito y quй tan grandes son mis exigencias. Lo principal para mi es seguir desarrollбndome siempre pase lo que pase.
Ademбs de eso, la profesiуn de la actriz dramбtica estб relacionada con un constante desarrollo, cambio de ropa, encuentros con muchas personas diferentes, por lo tanto, tengo que cuidarme mucho y tratar de verme muy bien. Asн que prefiero vestirme con estilo y combinar cosas cуmodas y bellas al mismo tiempo. Es mбs, cuando la situaciуn me obliga a poner un pequeсo vestido francйs, yo lo hago con muchas ganas. Ademбs de eso, hago un maquillaje de gala y pongo joyas. Me encanta mucho la parte representantiva de la vida de actriz. Por lo tanto, siempre me preocupo mucho para que en mi armario estй la ropa adecuada. Es mбs, me encanta vestirme bien tambiйn en casa. Asн me criaron.
Ahora me veo obligada a pasar por un perнodo creativo no muy argadable. Tal vez, tenga que tratar de sobrevivir este perнodo duro. No estoy quejбndome de la falta de trabajo, pues sigo actuando. Sin embargo, me gustarнa hacer algo mбs. Pues tengo fuerzas y suficientes experiencias. Es posible que eso sea por las obras de reconstrucciуn del teatro, que, gracias a Dios, ya han sido concluidas y el escenario renovado ha sido reabierto. Tal vez llegue el momento, mбs favorable y van a pones las actuaciones mбs serias. A propуsito, tambiйn en la Academia Nacional de Artes tambiйn se estбn llevando las obras de reparaciуn. Todo el mundo sabe que las reparaciones son todo un desastre. Damos clases en las aulas, que se encuentran en diferentes partes de la ciudad, a veces distantes una de la otra. Enseсo a los estudiantes del tercer curso de la facultad de actores. Estб interrumpido el curso de la formaciуn normal, por lo tanto, surgen problemas que interfieren con el proceso creativo. Estoy convencida que todo eso afecta la calidad de estudios.
Cabe destacar que la famosa obra de clбsico belaruso, “Paulinka”, es como mi bebй. En este espectбculo –puesto en el escenario del teatro Yanka Kupala– yo interpretй mi primer papel. Hoy en dнa, el espectбculo renovado, “Paulinka”, con la participaciуn de los nuevos actores es una obra muy diferente.
Voy a confesar que soy una persona cerrada. Pero con el paso de aсos, aprendн a ser mбs abierta. Poco a poco estoy abriendo a mis parientes, amigos y en general a todas las personas, en las que confнo y a que, por ejemplo, me gustarнa ayudar. Es mбs, siempre estoy abierta a mis estudiantes. Una persona ajena, si es bondadosa y sincera, puede causarme sentimientos recнprocos.
Ademбs de eso, soy una gran maximalista, soy una mujer exigente con la gente y conmigo misma. Sobre todo conmigo misma. A veces incluso demasiado exigente. Claro que con el tiempo me he hecho mбs flexible y trato de ser mбs diplomбtica. Algunas personas aceptan bien las crнticas y las otras en seguida se ofenden.
Claro que hay algunas cosas bбsicas que no deben ser ignoradas, cuando, por ejemplo, estб comprometida tu dignidad. Y entonces es muy importante hacer entender a todo el mundo que Zoya Belokhvostik, como una personalidad, sigue existiendo.
Los colores de gente –que me gusta– son verde, amarillo y soleado... Me parece que el aura de las personas de gran corazуn sea de colores puros.

Oficio
En la profesiуn de actor hay algo que no depende ni de tu talento, ni de la pertenencia a una dinastнa. Me lo decнa mi padre, mientras miraba mis espectбculos de graduaciуn. Aunque йl pudo ver en mн a una actriz, pero me dijo que no hiciera ilusiones y recordara que en el destino de actor tambiйn mucha importancia tendrнa la suerte. Y que, en realidad, un buen actor, puede de repente, por alguna razуn, caer en olvido. Doy las gracias a mi padre por estas lecciones: a todos nosotros pueden pasar estas cosas.
Todo lo que aprendн mientras estudiaba en el instituto, me sirviу mucho en mi trabajo con los estudiantes. Ahora yo sй cуmo no hay que tratarlos y cуmo debo actuar correctamente. Pero a veces no sirven todos los esfuerzos que uno pone, preparando para las clases, los mismos resultan ser totalmente inъtiles, pues siempre se trata de los individuos.
La comprensiуn de que soy profesional me he venido en el instituto durante las actuaciones de graduaciуn. Aunque no es una vez para siempre, es una cosa que aparece y desaparece, pero lo he sentido en mн misma una vez y he creido que puedo actuar en el escenario. Interpretй un papel en el drama, que yo misma compuse segъn las novelas mбs famosas de Antуn Chйjov. Ademбs de eso, interpretй el papel de la madre de Karel Chapek en la obra “Nakanune" (en vнsperas - Au.t.) de Turguenev. A propуsito, mi trayectoria artнstica estaba llena de subidas y bajadas creativas. A veces, en vнsperas del espectбculo, me siento insegura, pero una vez metida en la acciуn, me pongo mбs animada y entusiasmada.
Claro que algo puede molestar en la relaciуn con un compaсero por el escenario, pero nunca lo dirнa: resulta que nunca podrнa decirle, que ha hecho algo mal, o digamos, ha olvidado el texto. Lo que en realidad podrнa pasar con cualquiera, lo que es comprensible y a veces sucede. Incluso si despertamos a un actor de noche, йl nos contarб todo su papel. Pero en el escenario puede olvidar las palabras. Es algo normal, pues es un ser vivo. En caunto a mн, en vнsperas del espectбculo estoy repasando todos los momentos mбs importantes de mi papel para para en un momento inoportuno no olvidar nada. Lo que es terrible. Temo muchнsimo estas situaciones en el escenario. Lo mбs importante en este momento no parar y con tus propias palabras seguir contando la historia y seguro de que te van a venir las palabras de tu papel, pues permanecen guardadas no sуlo en tu memoria, sino tambiйn en tu corazуn. Es terrible, cuando se trata de una oraciуn compuesta, cuando es imposible improvisar. Entonces es toda una pesadilla. Pero los actores siempre saben salir de estas situaciones. Y los compaсeros por el escenario se ayudan. Los espectadores no se dan cuenta de estas cosas, pero para nosotros, los actores, es todo un shock.
Amo a mis compaсeros, con los que comparto el escenario y nunca me quejo y no los reprocho. Si tienes buenos compaсeros por el escenario, eso significa que lo mereces. Pero un buen actor es que puede dar de todo a su compaсero y lo ayuda en todos los momentos de su actuaciуn en el escenario, asн como en la vida cotidiana.
El gran actor es el talento y la gran responsabilidad al mismo tiempo. Por lo general, en la vida son personas humildes y que siempre estбn dudando. Siempre estбn buscando, porque saben que nunca podrбn lograr una cosa para siempre. Estoy convencida de que hace falta crecer, incluso si estбs parado, y cambiarse todo el tiempo. Sabemos que las cйlulas del cuerpo humano estбn sujetas a una divisiуn constante, por lo tanto, tambiйn en la profesiуn todo el tiempo tenemos que desarrollarnos. Creo que deberнa pasar en cualquier otra profesiуn, pues de eso depende tu йxito.
El nivel del propio talento es difнcil de definir, pero, por suerte, hay otras personas que pueden hacer.
Ademбs de eso, la relaciуn con la gente joven –que vive en un ritmo diferente– obliga a moverse constantemente. El contacto con los jуvenes puede limpiar algo en tн misma, algo, que hablando en sentido figurado, estб cubierto de polvo. Analizo sus errores y descubrimientos, su capacidad de aprendizaje ansiosamente su profesiуn y reviso algo en mн misma. Si siento que me estanco demasiado, empiezo a leer libros. Al leer cuidadosamente, obligatoriamente encuentro la respuesta a la pregunta tentadora. Resulta tan inesperado, cuando ya ni pensaba en encontrar la respuesta. Ahora estoy leyendo las obras de Antуn Chйjov, Tennessee Williams...
Mientras ensayaba el papel de Paulinka, tuve mucho miedo. En vнsperas del espectбculo siempre estaba temblando. Con manos frнas abrнa la puerta del teatro Yanka Kupala. No recuerdo cуmo pasaba por los pasillos hasta la sala de ensayos. Con gratitud acuerdo de todas las personas que me ayudaban: Galina Makбrova, Zinaida Rynkуvich y Pбvel Kormunin, a quien llamaba el tнo Pasha. Fue particularmente discreto. Podrнa susurrar suavemente al oнdo su consejo, a tal modo que no parecнa ser. En general, no me gustarнa criticar a la gente joven con tono de tutor, sin darse cuenta de que es ofensivo. Trato de no hacer. La juventud siempre significa frescura y novedad. E incluso cuando los jуvenes se equivocan en los detalles, nosotros, personas adultas, tenemos que aprender de ellos. Ahora sй muy bien que las cosas pequeсas se arreglan.
Ademбs de eso, me gustarнa seсalar que esta profesiуn tiene tambiйn momentos negativos. Es cuando los actores, por alguna razуn, estбn menos ocupados en el teatro. Pero el tiempo corre muy rбpido y parece que a tн no te necesiten mбs, entonces comienzas a sufrir mucho e incluso caes en una depresiуn... Puedo confesar que con la renovaciуn del teatro Yanka Kupala en mi vida llegу la crisis, ya que muchas actuaciones, en las que participaba, interpretando papes pequeсos y grandes, se encontraron fuera del repertorio. Claro que participo en las pelнculas de cine y doy clases... Y, por supuesto, estoy muy ocupada en otros proyectos, pero nada me da tanta alegrнa que la actuaciуn en las obras teatrales. El trabajo en el teatro no puede ser sustituido por nada. Algunos teatros tienen planes a largo plazo, a travйs de los cuales los actores saben, que, por ejemplo, ahora no estб demandado mucho, pero dentro de uno o dos aсos la situaciуn cambiarб. Por lo tanto, un actor puede vivir tranquilo y esperar su excelente papel. Bueno, espero que tambiйn yo obtenga en un futuro prуximo un papel muy interesante.
El equipaje profesional de un actor comprende una voz fuerte y buena dicciуn, asн como un oнdo musical. Pero, lo mбs importante es tener un encanto artнstico. Sus componentes son naturalidad en el diбlogo con los compaсeros por el escenario y la habilidad de atraer con sus pensamientos y sentimientos, asн como la capacidad de observar la vida y presentar en la escena sus caracterнsticas mбs vivas. Me siento muy feliz cuando en uno u otro estudiante, aunque en un estado embrionario, existen estas cualidades. En este caso, pienso que alguien tendrб suerte, pues de su teatro crecerб un individuo. Algunos en seguida comienzan a mostrar sus rasgos mбs brillantes y luego se paran, pero otros, a primera vista, son nada excepcionales, estбn desarrollбndose todo el tiempo. Claro que cada uno sigue su ritmo de desarrollo. Entre mis estudiantes hay personas de todos los tipos. Trato de hacer todo lo posible para ayudarles a alcanzar el nivel mбs alto de la profesiуn.
Hasta que sientas la misma esencia de la actuaciуn, no pasarб nada. Nosotros, los actores no tenemos pinceles y pinturas, como los artistas, no tenemos violнn, como tienen mъsicos, pero tenemos algunos botones “invisibles”, que estбn insertadas en tн y gracias a los cuales tъ puedes expresar lo que quieres. Tъ puedes sentir todo muy bien, pero no puedes expresarlo para que te crean todos. Pero sin emprender un trabajo muy importan te nunca podremos encontrar un botуn para apretar y ser entendido. Eso puede hacer sуlo un verdadero actor.

Papeles, ensayos
La escuela teatral belarusa se destaca por tener mucho artistas dignos de admiraciуn. Se puede contarlos sin fin. Muchos de nuestros actores es todo un ejemplo para mн. Afortunadamente, algunos de ellos siguen trabajando en mi teatro natal.
El papel nunca me “estб sujetando”, una vez terminada la actuaciуn. Por supuesto, algo analizo, algo acuerdo, pero en su mayorнa, si todo sale bien, sуlo tomo un descanso y sigo trabajando mбs. Pero cuando durante tres o cuatro meses estбs ensayando un papel, claro que no puedes dejar de pensar en el mismo.
Pero a mн me molesta mбs, cuando no estoy ensayando. Siempre es una gran tragedia, cuando no un actor no estб ensayando. En realidad, cuando estoy ocupada, me siento muy feliz. En el asн llamado perнodo de ensayos, trato de aprender de memoria rбpidamente todas las palabras de mi papel y presto atenciуn a todos los detalles, que me dice el director de escena. Es una gran felicidad, cuando sabes, que acentos pone el director y tъ entiendes que йl espera de tн. Me encanta el tiempo en vнsperas de la actuaciуn, cuando los trajes ya estбn listos y los actores estбn probando el maquillaje. Pronto suben al escenario... Pero faltan algunos momentos... Hace falta seсalar que me encanta la misma actuaciуn, es un proceso muy agradable, especialmente si logro entrar en una imagen y si mi compaсero por el escenario comparte mis visiones...

Hombres, marido
Me gusta como estб formado nuestro mmundo, que tiene hombres y mujeres. Los hombres es algo muy agradable. Sin ellos estarнamos aburridas y los hombres sin nosotras, las mujeres, desaparecerнan como una especie. Con nuestro amor podemos ayudarles en su actitud muy seria hacia sн mismos y hacerles mбs tiernos. Pues toda nuestra vida es un gran juego. Y no tenemos que dramarizar las dificultades temporales. Esto no quiere decir que no hay que tomar en serio la profesiуn, los problemas y las obligaciones. Pero cuando veo las caras de los hombres, en los que se refleja el dramatismo, que experimentan los hombres dentro de sн mismos, no importa, que lo provoca, me gustarнa decirles que no se esfuercen mucho... La vida es tal que siempre serбn los problemas. Asн que no pasa nada, no hace falta sufrir mucho, es muy natural, pues los problemas siempre nos acompaсarбn, mientras estamos vivos.
Creo que en las relaciones entre hombres y mujeres es muy importante recordar de una cosa: aquн y ahora, no maсana y no mбs tarde... Me refiero tambiйn a mi marido (Alexander Gartsъev, el director artнstico del Teatro de Drama de Belarъs — Aut.). Estб pasando por un perнodo creativo bien complicado. Ademбs de eso, hablo de los maridos de mis amigas. Conozco algunas familiares maravillosas, cuyas relaciones estбn basadas en el amor mutuo, pero la atmуsfera estб algo estancada y que han parado en su desarrollo. Es cierto que en estas familias todo sigue su ritmo, hay paz y tranquilidad, pero no hay aire, por Dios... Pero yo no podrнa tolerar esto. Pues si era el amor, no podrнa desaparecer. Resulta que nosotros mismos nos apartamos del mismo, al dejar atrбs toda la energнa de la vida misma. Y nuestro deber sagrado es vivir la vida con alegrнa y no sufrir, sino seguir la corriente de la vida alegre y feliz.
Estoy convencida de que cualquier mujer, no importa que edad tiene, estб esperando a su hombre para expresarle todos sus sentimientos. Quй no sea tanta pasiуn como en la juvetud. Al contrario, es el amor contenido, lo que viene con la edad y tiene su propia belleza y nobleza. Como el vino de la vendimia, que con el paso de los aсos se hace sуlo mejor...
En este caso, la familia serб completa, cada uno podrнa sentirse cуmodo y todos los miembros de la misma aportan a su desarrollo. En este caso, el sabor del amor de muchos aсos no desaparecerб para nada. La gente –que no me oye y no quiere esforzarse para entenderme– no la quiero tener en mi vida.
La historia de mi matrimonio es muy romбntica. Comencй a trabajar en el teatro, mientras Alexander pasaba por el servicio militar. Luego йl regresу. Entonces el teatro Yanka Kupala a menudo hacнa giras y daba conciertos de patrocinio y los dos participamos activamente en los mismos, cantando canciones. Asн surgiу nuestro amor.
Mi marido es un adicto al trabajo y a su profesiуn. Ademбs de eso, le encanta trabajar en nuestra casa de campo: йl se ocupa de todos los trabajos en el jardнn. Tiene manos de oro, como se dice. Tenemos una casa situada cerca de la frontera con Lituania, en donde todo ha sido hecho por mi marido para que nos sientamos cуmodos durante las vacaciones de verano.
Vuelvo a hablar del oficio. Una vez nuestra hija Valia dijo mientras estбbamos desayunando: “Un dнa tienen que tomar la decisiуn de parar de hablar sobre el teatro en casa”. Estoy de acuerdo con ella: en nuestra casa como si se celebren las reuniones de trabajo, miramos uno a otro, y no nos vemos, hablamos, pero no nos oнmos... Claro que nos esforzamos cambiar esta situaciуn, pero no nos sale eso...

Hija
Cuando pienso en mi hija, en mi mente aparece una imagen de Valia pequeсa. Mi hija se reнa de tal modo que comenzaban a reнr todas las personas alrededor. Era todo un milagro. Cuando la vн actuando en el espectбculo de graduaciуn, “Descarado”, me dн cuenta de que tenнs un gran talento. Valia es una jovencita muy hermosa y talentosa. En el caso de Valia, el йxito vino muy rбpido. Me siento orgullosa y feliz de que mi hija es actriz. Seguramente, su bisabuelo y abuelo tambiйn se pondrнan muy felices por ella. Ademбs de eso, tenemos un buen contacto espiritual, aunque Valia es una persona severa y me dice la verdad en la cara sin pensar demasiado. Pero yo no ofendo y la agradezco mucho, pues ella ve mejor a la gente. Nos dice algunas cosas, que podemos haber pasado por alto. Valia es una persona positiva y sincera en sus aspiraciones. Creo que nuestras relaciones es de color rosado suave.
Me gustarнa subrayar que me siento muy feliz, porque he nacido en esta tierra, en este paнs. No digo que todo ha sido fбcil en mi vida y la vida de mis familiares. Mis padres trabajaron duro para que tuvieramos de todo. Cuando niсa, aunque vivнa en un paraнso, sabнa que para tener buena vida hace, tendrнa que trabajar mucho... Recuerdo que incluso cuando me leнan cuentos de hadas, me daba cuenta de que en la vida real todo no era asн, aunque no creнa en las circunstancias dadas. Asн que йste era un momento del juego, que era muy importante, haciendo algo serio, no olvidar de la vida cotidiana. Si uno quiere vivir en el paraнso, el mismo debe crear este paraнso y luchar por la luz en el alma, que brilla en uno cuando niсo...
A mн parece muy interesante analizar los jeroglнficos, que la vida nos propone. Son como los “secretos”, que yo escondнa en el macizo de flores, cuando era pequeсa. Si uno lo busca, obligatoriamente lo encontrarб.
Estoy segura de que los sentimientos celestiales en el alma de vez en cuando surgen cuando haces algo bueno por alguien. Te agradecen y la alegrнa llena toda tu alma.
Con el paso de aсos, no siento que tengo menos amor en mi corazуn, lo que es muy importante. Pero a veces me gustarнa saber quй estб pasando en el alma de mis seres queridos...
Tenemos la perra Grucha, que nos ayuda a sobrevivir y con su presencia regala muchas emociones positivas. Ella nos recibe con gritos de alegrнa y estб abierta en su devociуn y amor, creo que tenemos que aprender a ser como ella.
Me gusta mi edad, me gusta lo que puedo hacer muchas cosas, aprecio la vida y la entiendo un poco mбs. Ademбs de eso, me siento orgullosa por tener una maravillosa hija, que algъn dнa nos regalarб a los nietos, y yo con mucho gusto voy a cuidarlos y ayudarles en todo. Eso me harнa muy feliz. Pero el mayor gozo para mн es poder subir al escenario y actuar.

Valentina Zhdanуvich
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?