Fuerte, penetrante y espiritual...

“La novia del zar”, de Nikolai Rimsky-Kórsakov la perla del repertorio operístico ruso

El Teatro Bolshoi de Belarús no deja de sorprender a sus admiradores y les hace alegrarse mucho. Esta vez con la ópera, “La novia del zar”, de Nikolai Rimsky-Kórsakov la perla del repertorio operístico ruso, puesta por el principal director de teatro, Mikhail Pandzhavidze.
El Teatro Bolshoi de Belarús no deja de sorprender a sus admiradores y les hace alegrarse mucho. Esta vez con la ópera, “La novia del zar”, de Nikolai Rimsky-Kórsakov, como suelen decir los musicólogos, la perla del repertorio operístico ruso, puesta por el principal director de teatro, Mikhail Pandzhavidze. No es su primer trabajo con este material: hace más de seis años, él la puso en el Teatro de Ópera y Ballet de la ciudad rusa de Ekaterimburgo. La ópera, “La novia del zar”, en Minsk suena completamente diferente, es más dinámica y expresiva.


La nueva versión de la ópera, “La novia del zar”, conocí junto con otros representantes de los medios de comunicación en la víspera del estreno, durante la conferencia de prensa, que tuvo lugar entre las decoraciones. Este día, nos reunimos para hacer preguntas al director de escena, Mikhail Pandzhavidze, el director de orquesta, Nikolai Kolyadko, el diseñador de productor, Alexander Kostyuchenko y el vicedirector general, Vladímir Rylatko. Según la tradición, el Teatro Bolshoi reúne a los periodistas justo en el escenario teatral, para que ellos no sólo tengan la posibilidad de hacer preguntas a los participantes del grupo de producción, sino también ver, si sientan cómodos los artistas en las circunstancias dadas y percibir el espíritu de la obra. Esta vemos también muy rápido se ha hecho claro.

Hace falta señalar que la escenografía de Alexander Kostyuchenko impresiona por todo su colorido de la antigua época y el estilo bien típico de entonces. La textura de los materiales –de los que han sido hechas decoraciones– es sorprendente: se utiliza la verdadera para construir obras de la época del reinado del zar, Iván el Terrible. Según Alexander Kostyuchenko, él trataba hacer todo lo posible para que la textura de los materiales energéticamente “trabajara” y que el público sintiera plenamente el tiempo, en el que tenía lugar esta historia. He escrito en varias ocasiones que Alexander Kostyuchenko es el escenógrafo con talento, que oye muy bien la música. Pero con las decoraciones para el espectáculo, “La novia del zar”, él, como se suele decir, superó a sí mismo. Las decoraciones son así, que en ningún momento nadie pone en duda en cuanto al ambiente en los tiempos de la gobernación de Iván el Terrible. Además de eso, como ha dicho el mismo Mikhail Pandzhavidze, las decoraciones han sido pensadas técnicamente muy bien y hechas de modo de que los pasos entre las “estructuras” en forma de arcos y sus diferentes niveles están creando unos “huecos”, por lo que la voz de actores suena aún más fuerte y más brillante. Además de eso, las decoraciones no son muy voluminosas y se montan sólo en cuatro horas, lo que es muy importante en el momento de la preparación de la obra teatral.


Los artistas se sientan muy confortables en las decoraciones de Aliaxander Kastsiuchenka. La escena del espectaculo

El director ha contado a los periodistas que no debemos esperar nada de vanguardismo y pseudomodernismo en la ópera. Todo, según dijo él, será sencillo y cercano a la autenticidad. Esta ópera, según el director, es muy rusa en su esencia y refleja el período muy duro de la unificación del Estado ruso, cuando la “opríchnina” de zar luchó violentamente con los boyardos. Y en este sentido el espectáculo de Mikhail Pandzhavidze representa una reflexión sobre las peculiaridades de las relaciones entre el hombre y el Estado, así como sobre las personas quien se las tienen y quien están privadas de la misma. Concretizando la idea de director, me apoyaré en su entrevista concedida amablemente a la agencia de noticias, “Sputnik” (http://ru.sputnik.by/culture/20150325/1014455565.html). Él dijo lo siguiente al respecto:

La obra, “La novia del zar”, es la historia que cuenta sobre las relaciones entre el zar y el Estado... La personalidad de Iván el Terrible es una de las más polémicas en la historia del Estado ruso. Fue una persona muy contradictoria. Él mismo escribía los cánones para las oraciones, era un prodigio literario, pero lo llamaban el Terrible. El poder no puede ser inmoral y moral, él existe fuera de los conceptos éticos. Por lo tanto, puede ser cualquier, pero no tiene derecho de ser débil y patético, porque si no puede proteger a sí mismo y a sus intereses, nunca podrá proteger a su pueblo”



Como ha dicho la directora de coro, Nina Lomanóvich, lo que sucede en esta ópera, es la vida misma, en ella no hay nada de ficción. Además de eso, la ópera impresiona por arias brillantes e imágenes únicas operísticas, la sinceridad, la espiritualidad y por la melodía particularmente natural. Es una fuente limpia de arte puro: así vívidamente ha dicho sobre la ópera el director de escena, Nikolai Kolyadko. Es la primera experiencia de trabajo con la obra de Rimsky-Kórsakov, que lo ha enriquecido y llenado mucho con sentimientos inolvidables. Ni antes, ni después de la obra, “La novia del zar”, como ha dicho el director en una entrevista concedida a la revista, “Parter”, el compositor no había creado óperas tan íntegras, que se destacaban con el dinamismo del desarrollo de la acción, con éxito repartida entre las voces melódicas y llenas de cautivadoras arias, conjuntos y coros.

A nadie sorprende, por qué Mikhail Pandzhavidze ha elegido la obra, “La novia del zar”. Cabe destacar que esta historia musical requiere de las voces fuertes. A su vez, el reparto del Teatro Bolshoi dispone de las voces fuertes, penetrantes y espirituales. Además de eso, sería imperdonable no tener en el repertorio esta ópera, en la que cada parte, según los productores, como si esté destinada para los artistas belarusos. En dos repartos de la obra están ocupados los solistas más importantes del Teatro Bolshoi: los artistas populares de Belarús, Vladímir Petrov y Vasily Kovalchuk, los artistas eméritos de Belarús, Vladímir Grómov, Oksana Vólkova, Alexander Keda, Anastasíya Moskvina, los ganadores de los concursos internacionales, Natalia Akínina, Andrei Valenty, Tatiana Gavrílova, Ekaterina Golovleva, Elena Zólova, Eduard Martyniuk, Pável Petrov y Stanislav Trífonov.


Intenso y poderoso barítono de Stanislav Trífonov en el parte de Gregory Griazny encanta con las emociones de su héroe

Todo lo que sucede en la ópera, es característico para el drama romántico. La hija del comerciante de Nóvgorod, Marfa Sobákina (Tatiana Gavrílova) está enamorada de un joven noble, Iván Lykov (Víktor Mendeléev). A su vez, de la misma está enamorado el “opríchnik” del zar, Gregory Griazny (Stanislav Trífonov).

Pero los sentimientos mutuos de Marfa y el “opríchnik” no tiene pudieron desarrollarse. En su relación se interviene el mismo destino en la persona de Iván el Terrible: el zar elije a Marfa como su esposa. Pero eso no sabe Ljubasha (Oksana Vólkova), la amante de Iván el Terrible y decide envenenar a Marfa.

Y aquí está, el estreno de la ópera legendaria, que aún en 1933, a parir de la apertura del teatro se ha formado el repertorio “de oro” del Teatro Bolshoi. A propósito, entonces el espectáculo tuvo otro título, “Opríchniki”. En 1938, el público pudo ver l nueva versión de la obra, “La novia del zar”. Y la tercera producción del año 1950 existió en la escena durante casi 60 años al igual como la famosa ópera, “Aida”.


Mezzo-soprano brillante de Oksana Vólkova en el parte de Liubasha sorprende la publica

Estoy segura de que el actual espectáculo, “La novia del zar” –que formará parte del patrimonio artístico del teatro– tendrá una vida larga y exitosa. La ópera sorprendió a todos los admiradores en seguida, con la obertura con la melodía hermosa y muy rusa, que penetró en el alma por tener también notas estilizadas de canciones populares. Y con la partitura, gracias a la cual fueron revividas y también cobraron la vida las decoraciones con todos los detalles del diseño: icono, pozo y puerta tallada... Desde la primera escena-prólogo, cuando el partido de Grigory Gryazny comenzó a cantar Stanislav Trífonov la atención del público fue capturada por la hermosa habla rusa (libreto de Nikolai Rimsky-Kórsakov y I.Tyumenev según el drama del mismo nombre de L. Mey — Aut.), cuando cada palabra era tan clara que no era necesario mirar las palabras en la pantalla digital. Hablando sobre el barítono apasionado de Stanislav Trífonov, se puede componer odas, pues es tan potente, seguro y refleja todos los sentimientos de su protagonista, que incluso cuesta centrar su atención en otra cosa. Lo mismo podría decir sobre el brillante y profundo mezzo-soprano de nuestra brillante cantante, Oksana Vólkova. A su Ljubasha –cuyas angustias mentales no dejan indiferente a ninguna persona, aunque ella se porta mal–uno tiene mucha compasión. También atrae el amor sacrificial de Marfa en la interpretación de Tatiana Gavrílova con su soprano cristalino. A su vez, con su cuidado paternal y amabilidad atrae mucho el padre de Marfa, Sobakin, interpretado por Vasily Kovalchuk, que tiene un bajo fuerte y profundo. Siempre introduce mucha seriedad su aria. Prácticamente cada uno de los artistas en el espectáculo no sólo actúa muy bien, sino también se centran en los sentimientos de su protagonista.

Al ver muchas otras obras de Mikhail Pandzhavidze, ya hemos conocido su talento de crear imágenes psicológicamente profundas y auténticas. Así que el espectáculo, “La novia del zar”, ni siquiera sorprende por la decisión del director de tomar este tema: muchos artistas del Teatro Bolshoi no sólo cantan muy bien, sino también penetran muy bien en las imágenes de sus personajes. Es un hecho muy característico para todo el reparto de ópera bien talentoso. El coro, y esto son guardias del zar (“opríchniki”), así como el pueblo, en el espectáculo, al igual que en otras obras de Mikhail Pandzhavidze, hacen muy bien su trabajo. No son sólo los artistas que cantan y se mueven en los trajes, sino es la gente real, cada uno con su propia biografía. Se nota que todo ha sido pensado muy bien por el director hasta los más pequeños detalles. Aquí uno de los “opríchniki” levanta el látigo, el segundo empuja al tercero para cumplir con tarea puesta por el director de escena y el maestro de coro, mientras el cuarto mira al quinto, etc... Todo está vinculado y justificado... Y todo lo que sucede en el escenario da a la ópera una escala algo trágica, en cuya base están temas eternos: el entrelazamiento de los destinos de la gente –que tiene poder– y la común, la lucha por el poder y por esferas de influencia, el amor y los celos, el amor mutuo y no compartido, la lealtad y la traición...


Cada artista maneja su partido exelente. La escena de prometido de Marfa

Es una historia hermosa y triste –que ha tenido lugar en tiempos lejanos– esta vez ha sonado con más dinamismo y se ha hecho más real. Y aunque la ópera existe desde hace mucho tiempo, ella siempre se escucha, como se dice, en un suspiro. Me parece que esto pasa debido a que el teatro, contándonos a primera vista la historia común, se aparta de lo cotidiano y permite sentir en la música de Rimsky-Kórsakov todo el misterio del alma rusa. Me encantan las reflexiones de Nikolai Kolyadko en cuanto al misticismo de la obra, “La novia del zar”. Me permito citarlo: “Si uno no se aleja de la comprensión cotidiana de la historia, al ver el verdadero trágico, será posible desvelar los misteriosos secretos de la ópera, escondidos en la hermosa música, maravillosas características dinámicas de la orquesta, voces brillantes y melódicas y en la actuación dramática. El misterio que revela la esencia del alma rusa a través de los arquetipos de caracteres rusos: fuertes, apasionados, capaces a los sufrimientos espirituales y al remordimiento, hazaña valiente, pero con eso pacientes, mansamente humildes y obedientes”.

Yo añadiría: el Teatro Bolshoi ha logrado revelar este misterio. Y como se sabe, el mismo incluso revelado, siempre es bien atractivo.

Valentina Zhdanóvich, photo by Angelika Grekovich
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?
Новости
Все новости