El personal calificado siempre está demandado

La igualdad de derechos en la esfera de empleo requiere de los enfoques comunes en cuanto a las cualificaciones profesionales

La igualdad de derechos en la esfera de empleo requiere de los enfoques comunes en cuanto a las cualificaciones profesionales


Decenas de miles de residentes de Belarús y Rusia anualmente de manera completamente gratuita y sin trámites innecesarios se mueven de un país de la Unión de dos Estados al otro en busca de trabajo y lo encuentran según sus calificaciones. Este es uno de los logros más importantes de la integración. Se ha quedado atrás todo tipo de cuotas, permisos, y está actuando el orden de reconocimiento de los títulos nacionales de educación superior y grados académicos. Los belarusos y rusos disfrutan plenamente del derecho a elegir libremente su lugar de residencia en la Unión de dos Estados. También ellos tienen el mismo derecho a estudiar, la asistencia médica, pensiones y la seguridad social correspondiente a la legislación pertinente adoptada conjuntamente por los presidentes de Belarús y Rusia que ya han estado operando durante años. En resultado, se obtiene lo que se llama la igualdad de derechos de los ciudadanos. En este sentido, la experiencia de la Unión de dos Estados sirve como modelo para los países vecinos miembros de la Unión Económica Euroasiática y otras asociaciones de integración internacional con la participación de Belarús y Rusia.



En la amplia lista de los mismos derechos y oportunidades en cuanto a la obtención del trabajo y su pago docente la cooperación ocupa un lugar central. Pero aquí es muy importante hacer todo lo posible para que en los dos países los empleadores, así como los empleados tengan mismas visiones en cuanto a las calificaciones y los requisitos profesionales a la misma. Pues las condiciones de la producción y la misma se mejoran constantemente y se cambian. ¿Cómo encontrar un equilibrio en esta área? Este tema bien complejo fue analizado en Minsk por los participantes del seminario belaruso de expertas belarusos y rusos dedicado a la igualdad de derechos de los ciudadanos de la Unión de dos Estados y la unificación en este contexto de enfoques para mejorar los sistemas nacionales de cualificaciones. Cabe destacar que el tono de la discusión se lo impuso la directora del Departamento de la Política de Información y la Seguridad Social del Comité Permanente de la Unión de dos Estados, Margarita Lévchenko:

— Uno de los objetivos más importantes de la Unión de dos Estados es la aplicación de la política social acordada a fin de garantizar un nivel de vida digno. Esta actividad está determinada por el concepto de desarrollo social de la Unión de dos Estados. Sin embargo, la creación de su espacio social tiene que enfrentar un desequilibrio en el mercado laboral, así como las diferencias entre las necesidades de los empleadores y las habilidades de los graduados del sistema de formación del personal. La escasez de profesionales cualificados frena el desarrollo de la economía.

De ahí proviene la importancia de los temas elegidos para la discusión. En Belarús consideran necesario mantener en la base de la evaluación de la calificación del personal el sistema de del período soviético. Pero claro que la misma requiere de las mejoras. El primer viceministro de Trabajo y Protección Social de Belarús, Andrei Lobóvich, ve un montón de cuestiones problemáticas en el área de personal. Se observa una discrepancia entre el nivel de la capacitación del personal y las necesidades del mercado de trabajo. Hay una escasez de personal altamente calificado. En parte es que las habilidades –adquiridas una vez por un especialista– rápidamente dejan de ser demandadas. Esto comprueba que el sistema nacional de las cualificaciones no es muy eficiente. Así que hace falta mejorarlo con el fin aumentar la capacidad de adaptación a las realidades de la economía rápidamente cambiantes. Lo mismo es cierto para Rusia también.

— Para armonizar la política en el mercado de trabajo de la Unión de dos Estados es importante revisar constantemente el curso de las reformas e intercambiarse de experiencias en diversas áreas de nuestras actividades, asevera Andrei Lobóvich. Porque aumenta la necesidad de proporcionar a la economía el personal cualificado. Esto requiere nuevos enfoques al desarrollo del sistema de las calificaciones. El empleado debe tener habilidades demandadas en el mercado laboral, orientadas a la demanda del mercado laboral.

Hace falta señalar que en Rusia se está monitoreando atentamente la experiencia belarusa. La viceministra de Trabajo y Protección Social de la Federación de Rusia, Liubov Eltsova, señaló que en ambos países las tendencias en el mercado de trabajo son muy similares en muchos aspectos:

— La calificación de los empleados aumenta en promedio, el año pasado la participación de especialistas calificados fue del 31.9 por ciento. Sin embargo, si nos fijamos en la demanda, los jóvenes ingresan principalmente en las facultades humanitarias, a pesar de que sus graduados son menos demandados luego. Además de eso, es preocupante que el deseo de trabajar sin una mayor adaptación a su lugar de trabajo se lo tiene sólo el 5.5 por ciento de los encuestados, mientras que más del 30 por ciento expresan su disposición baja hacia la adaptación. Para aproximar el sistema de la educación y la producción, es necesario aumentar el papel de la formación de profesores en las empresas.

Para resolver estos problemas en el mercado de trabajo en la Presidencia de Rusia fue creado un consejo nacional de la formación profesional, que plantea cuestiones metodológicas importantes, donde ellas se analizan por los interlocutores sociales representantes de los sindicatos y los empleadores. La pregunta más importante es ¿A dónde vamos? Por un punto de referencia fue tomada la experiencia de Europa, donde fueron establecidos nueve niveles de las calificaciones del empleado. Se está llevando a cabo una modificación correspondiente del marco legal, los directorios de calificación viejos ya no son obligatorios. En este trabajo también participan representantes de las autoridades locales. Con eso los mismos estándares de calificación deben ser coordinados con los educativos.

Sin embargo, todo esto no quiere decir que es necesario destruir la misma base del antiguo sistema de certificación profesional, sino todo lo contrario. Precisamente por el camino de la perfección –que tuvo éxito anteriormente– votan los representantes de los sindicatos rusos. A su vez, este enfoque también se lo comparten los especialistas belarusos que han mostrado en el seminario el interés activo hacia los logros de sus colegas rusos. El vicedirector del Departamento de Gestión Laboral y el Salario del Ministerio de Trabajo y Protección Social de Belarús, Víktor Sidoróvich, expresó siguiente opinión:

— La reestructuración económica cambia los requisitos para la calificación de los empleados. El nuevo sistema debería ser más flexible. Para los finales del año en curso, el Gobierno debe analizar el documento que muestra cómo se verá el renovado sistema de la evaluación de las calificaciones de los empleados.

A esta altura, en los órganos rectores de las respectivas ramas los consejos respectivos completan el desarrollo de propuestas. La adopción del nuevo sistema vinculará más estrechamente la esfera de la formación del personal con las necesidades de la economía. Y ellas hoy son prácticamente individuales. Estos especialistas, por ejemplo, se los preparan en la Academia de Gestión de la Presidencia de Belarús. El primer vicerrector de la institución, Alexander Ivanovsky, contó que aquí a menudo ingresan las personas maduras, directores que desean obtener una segunda educación superior y que están dispuestas a pagar por conocimientos. Esto a pesar del hecho de que más del 80 por ciento de los gerentes de empresas tienen la educación técnica. Aún más notable se pone el perfil profesional de los especialistas de tecnologías informáticas, que trabajan en numerosas empresas residentes del Parque de Altas Tecnologías de Minsk. Ellas trabajan en los mercados de muchos países, y cada uno mercado tiene sus propias especificidades. En consecuencia, se están cambiando constantemente los requisitos en cuanto a la calificación del personal. El vicedirector del parque, Alexander Martinkévich, está convencido:

— Nuestros servicios no son considerados como los más baratos. Después de que al mercado mundial de programación entrarán importantes empresas chinas, no podremos competir con ellas en el precio. Sólo en la calidad de los desarrollos. Esto proporciona un personal altamente calificado que debe estar preparado según los estándares profesionales especiales.

En una palabra, las necesidades de personal de la economía, la ciencia, la esfera cultural de Belarús y Rusia son muy diversas, y varían de acuerdo a los requerimientos de las calificaciones profesionales. Este tema está directamente relacionado con la integración de la Unión de dos Estados, pues los enfoques y las normas en este ámbito deben ser igualmente reconocidos en Belarús y Rusia. Es muy posible que este tema será analizado en el próximo Foro de Regiones de Belarús y Rusia que está previsto dedicar a la política social de la Unión de dos Estados.

Vladímir Yákovlev
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Автор фото: Александр РУЖЕЧКА
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?