El anciano y sus botes

[b]A lo largo de tres dйcadas, Nikolai Yurkйvich mantiene las tradiciones de construcciуn de botes de madera [/b]“їDуnde aquн hacen botes?” La primera persona –que encontrй en las afueras Braslav, cerca del lago– no sуlo entendiу de que se trataba, sino sin lugar a dudas me seсalу la casa. Junto a la misma permanecнan tableros y montaсas de virutas en burros especiales: una construcciуn, que se parecнa a un esqueleto de pescado, en el cual se apoyaba el Maestro.
A lo largo de tres dйcadas, Nikolai Yurkйvich mantiene las tradiciones de construcciуn de botes de madera

“їDуnde aquн hacen botes?” La primera persona –que encontrй en las afueras Braslav, cerca del lago– no sуlo entendiу de que se trataba, sino sin lugar a dudas me seсalу la casa. Junto a la misma permanecнan tableros y montaсas de virutas en burros especiales: una construcciуn, que se parecнa a un esqueleto de pescado, en el cual se apoyaba el Maestro. Йl estaba trabajando con un nivel de construcciуn, hacha y garlopa, y yo obtuve la oportunidad de ver cуmo el “esqueleto” se convertнa en un bote, que al pasar algъn tiempo, navegarнa por un rнo. Por algo dije Maestro a Nikolai Yurkйvich. A lo largo de 35 aсos este hombre vive construyendo botes de madera, pequeсos y grandes, “caballitos” para pescadores, asн como elegantes naves para los clientes mбs exigentes. їCuбntos botes hizo el Maestro? Йl hizo perder la cuenta, pero mбs de un tercio de todos los botes –que hoy en dнa estбn atados en el rнo suburbano Drivyaty (son cientos)– son sus obras.

Desde “grumete” a “capitбn”
Cada uno de nosotros hace su cosa. Yo hago preguntas, Nikolai Pбvlovich responde lentamente, sin parar de trabajar, sуlo de vez en cuando acariciando su barba gris o quitando de la frente un mechуn de pelo, arreglando el gorro.
— їCuбndo comenzу mi pasiуn por la construcciуn de botes? Creo que todo comenzу de mis salidas al mar. Obtuve educaciуn, luego trabajй, pasй por el servicio militar y luego salн al mar. Cinco aсos navequй en el mar: Бfrica, Canadб, Estados Unidos y Cuba. Lo mбs importante para mн seguнan siendo los botes. Me interesaban mucho, cuando tenнa tiempo libre, estudiaba este asunto. Recuerdo como pensaba en cуmo este pedazo de hierro no se hunde y no se vuelca. Comencй a notar –aristas, barras, envolvente y balasto– todo tiene que estar en su lugar, ser de una forma especial y apoyarse entre sн...
Despuйs de un largo viaje por el mar el Maestro regresу a Braslav, donde creciу: a esta ciudad me mudй con mis padres, cuando era niсo, en 1950. Pero nunca olvidaba el mar. No pude hacerlo, pues alrededor habнan muchos lagos y el lago mбs grande era Drivyaty, que yo podнa observar desde la ventana de mi casa. Donde hay agua, hay botes. No son tan grandes como navegan por el mar, pero todos ellos siguen leyes fнsicas “de agua”. No es sorprendente que el hombre бvido de saber haya pedido aceptarlo como aprendiz de carpintero para comenzar a hacer botes. Es mбs, los conocimientos –adquiridos durante el viaje por el mar– resultaron ser muy prбcticos.
— En aquel entonces los mayores me llamaban un bisoсo, el Maestro se rнe, mientras la garlopa “estб paseando” por la parte inferior de un futuro bote, obteniendo largas virutas de oro. Nikolai Pбvlovich se inclina y rigurosamente mira a lo largo del casco del bote y lo acaricia. “ЎBisoсo, quй sabes de eso!” asн me decнan los experimentados. Fue al principio, hasta que yo no haya aprendido a hacer comentarios sensatos.
El bote –cuyas formas aparecen en mis ojos– el Maestro lo hace cumpliendo con el encargo del parque nacional, “Lagos de Braslav”. El mismo estб destinado para una empresa, que se ocupa de la pesca comercial. Segъn Nikolai Pбvlovich, йl hace botes, en los cuales se puede bailar sin miedo a volcar o cargar con varios quintales y sin duda llevarlos al centro del lago en un viento muy fuerte y con olas.
El Maestro estб seguro de el bote saldrб asн, pues se han quedado atrбs los dнas, cuando йl cometнa errores.

Bote, que no puede ser falsificado
Hoy en dнa, el Maestro tiene su propio estilo de la construcciуn de botes. Como cualquier especialista en su campo, йl guarda celosamente sus secretos y estб dispuesto para pasarlos a sus estudiantes, sуlo si estб seguro de que van a continuar la obra de su vida. Hasta el momento no tiene ninguno, lo que causa disgusto de una persona de edad avanzada: hay pocos maestros “de agua”.
їY si son necesarios? Pues las tecnologнas modernas han permitido lanzar la fabricaciуn de los botes mбs prбcticos. Hay un montуn en el mercado y en las tiendas: de aluminio, inflables y de plбstico. Sin embargo, resulta que los botes de madera siguen gozando de la popularidad de conocedores. Es mбs, el bote de madera es pesado, de corta duraciуn y mбs grande. A pesar de eso sigue siendo el mбs confiable y no provoca ningъn ruido. Lo que especialmente aprecian cazadores y pescadores, cuyo nъmero crece de aсo en aсo.
Segъn Nikolai Pбvlovich, su secreto mбs importante se traduce en las proporciones especiales sus botes, que han sido determinadas empнricamente durante varias dйcadas.
— їPara quй mantenerlo en secreto? Es suficiente tomar medidas del bote. Una cinta mйtrica comъn, regla y compбs de vara son “llaves maestras” de este secreto... Asн que resultу ser una pregunta de diletante.
— Se puede hacer mediciones. Pero eso no significa que el bote navegarб bien o no volcarб, la mirada del Maestro se pone muy pнcara. Йl se acerca a tablas. їBuenas tablas, verdad? Son largas y planas, sin nudos. Pero en realidad es una madera mala y es muy difнcil elaborarla. їSabe por quй ? Pero yo sй...

Madera especial para un bote especial
Hace falta seсalar que para hacer un gran bote de pesca Nikolai Pбvlovich necesita de cuatro a cinco dнas. Йl no puede determinar, si es mucho o poco. Йl sуlo dice que a menudo pierde mucho tiempo, buscando el buen material para la construcciуn.
— En cuanto a herramientas, las juntу durante aсos, haciйndolas a medida. Como se dice, sus manos siguen funcionando bien, saben hacer su trabajo. Sus ojos aъn estбn bien. A su vez, la madera a veces es muy mala y no sirve para nada, comparte su opiniуn el Maestro. Empiezas a doblar una tabla y ella se rompe en mitades, a lo ancho o a lo largo.
Desde hace mucho el Maestro determinу como debe ser buen material para la construcciуn de botes. Muchos creen que la mejor madera es el abeto. Es mбs denso y resinoso y por lo tanto, mбs duradero. Sin embargo el Maestro prefiere el pino.
— El abeto es elбstico, pero al mismo tiempo es frбgil. A veces sуlo al poner clavo en un borde de una tabla, ella se rompe en seguida. Tuve muchos casos semejantes. Se puede hacer un bote del abeto. Pero en este caso la gente podrнa volcarse en el agua. El pino no es tan malo. Pero tampoco conviene mucho. Me gusta mбs “abzu” (tablas extremas — Aut), que sirven mejor que todas.

Marca de calidad
La temporada de navegaciуn llegу a su fin, lo que significa que el Maestro tendrб un largo perнodo de descanso. Sin embargo, resulta que en invierno el anciano tampoco estб aburrido. Ya tiene varios encargos para el prуximo aсo. Los que quieren obtener un buen bote, traen el material de construcciуn, analizan con el Maestro todos los detalles del aspecto de la futura embarcaciуn. Cabe destacar que a veces son encargos verdaderamente ъnicos.
— Durante mucho tiempo nadie viene y no muestra con un dedo: “ЎMe gustarнa tener el mismo bote!” Ahora todos quieren que su bote sea especial, inusual y reconocible, Nikolai Pбvlovich se sentу y liberу sus manos. Pero sus ojos siguen estudiando el casco del bote. El anciano mira el trabajo ya hecho y planea la siguiente etapa: el envolvente del casco. Hecha su mirada a las tablas preparadas, como si aprecie su calidad. Hace cinco aсos se le vinieron desde el municipio de Miory. Se necesitaba un bote destinado para mantener y tirar una red de pesca. Les hice casi una lancha: la mбs ancha y mбs larga, que habнa hecho en algъn momento. ЎDe siete metros y medio! Tuve que romper la cabeza. Ademбs de eso, un ex comisario me pidiу una vez hacer un bote grande. Me trajo dibujos e imбgenes. ЎY lo hice para йl! Es probable que siga navegando en algъn lugar. Mis botes navegan en afueras de Minsk e incluso en los suburbios de Moscъ.

Sergei Muravskiy
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?
Новости
Все новости