Dos capitanes

[b]Аlexandr Аlexйev y Оleg Lukashйvich hallan verdaderos tesoros de Belarъs y descubren las costas desconocidas de su Patria[/b]Los mismos han decidido demostrar a todo el mundo que su Patria no es “una mancha” empantanada en el mapa del mundo, sino un paнs europeo normal соn su ъnica cultura e historia. Аlexandr Аlexйev y Оleg Lukashйvich ya a lo largo de muchos aсos estбn viajando por su tierra natal y han logrado hacer algo imposible: volver a descubrir Belarъs y hallar las fuentes de la originalidad nacional. Poco conocidos objetos expuestos ъnicos de los fondos de reserva de los museos, incomparable belleza de los templos, todo el esplendor de los castillos y palacios fueron presentados por los autores del proyecto artнstico “El patrimonio cultural de Belarъs” en la televisiуn, en los бlbum artнsticos y varias exposiciones de fotos.
Аlexandr Аlexйev y Оleg Lukashйvich hallan verdaderos tesoros de Belarъs y descubren las costas desconocidas de su Patria

Los mismos han decidido demostrar a todo el mundo que su Patria no es “una mancha” empantanada en el mapa del mundo, sino un paнs europeo normal соn su ъnica cultura e historia. Аlexandr Аlexйev y Оleg Lukashйvich ya a lo largo de muchos aсos estбn viajando por su tierra natal y han logrado hacer algo imposible: volver a descubrir Belarъs y hallar las fuentes de la originalidad nacional. Poco conocidos objetos expuestos ъnicos de los fondos de reserva de los museos, incomparable belleza de los templos, todo el esplendor de los castillos y palacios fueron presentados por los autores del proyecto artнstico “El patrimonio cultural de Belarъs” en la televisiуn, en los бlbum artнsticos y varias exposiciones de fotos.

El taller de los autores
Anteriormente frecuentamos vernos con Alexandr y Oleg en las presentaciones de sus бlbum y en las exposiciones de fotos. Pero a esta altura estamos en el estudio del Canal Uno de la Televisiуn Belarusa. Оleg muestra la fotografнa de la original Cruz de la Santa Evfrosinia Pуlotskaya y seсala: “La foto ha sido hecho en 1910 de la autйntica fotolбmina que se guarda en San Petersburgo”. Gran cantidad de libros y бlbum de la historia, cultura, pintura, аrquitectura, muchas publicaciones en los idiomas extranjeros, diplomas, galardones, raras fotografнas del comienzo del siglo pasado, imбgenes de los iconos, objetos traнdos de diferentes paнses testimonian la singularidad de sus dueсos.
Оleg Lukashйvich es un periodista reconocido, su carrera profesional la empezу en la Agencia de Noticias de Televisiуn y luego se hizo titular de una uniуn artнstica.
Аlexandr Аlexйev es editor, candidato en ciencias econуmicas, talentoso diseсador.

Lo evidente se pone increнble
Аlexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich desde el principio sabнan como mostrar los mйritos de Belarъs. No, no a travйs de sus gente mбs bella y talentosa, no con ayuda de las fotos de los campos dorados de espigas, pero con ayuda de los espesos bosques primitivos y de los pantanos envueltos en el aura mнstica y estos enormes “pulmones de Europa”.
El dъo de periodнstas de la televisiуn eligiу para mostrar a la gente lo que estaba sobre la superficie, pero por alguna razуn no causaba nunca mucha atenciуn de parte de sus paisanos. Por fin, Аlexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich decidieron: “Vamos a sacar fotos y filmar imбgines de nuestros monumentos arquitectуnicos”.
Аlexandr Alexйev estб seguro de que: “Sobre el nivel de la civilizaciуn de una u otra parte del mundo juzgan, tomando en consideraciуn los logros de la cultura, arte y arquitectura. Las iglesias ortodoxas y catуlicas y los palacios forman el alma de las ciudades y de las demбs localidades y en general de todo el paнs”.
Muchos palacios y templos belarusos son verdaderas obras de arte. Pero, parece, cuando vives dentro de esta belleza, dejas de notarla y apreciarla. Los vecinos de Atenas o de Roma toman por algo cotidiano los monumentos antiguos de sus ciudades. Lo mismo sienten los belarusos, pasando sin detenerse cerca de la Iglesia de Santo Salvador en Pуlotsk construнda en el siglo XII por el encargo de la primera santa eslava: Evfrosinia. Para apreciar bien todos nuestros tesoros hacнa falta cambiar la percepciуn de nuestro paнs de parte del mismo pueblo belaruso y de los visitantes extranjeros.
“En los aсos 2001 y 2002 recorrimos todo el paнs y filmamos los materiales para cien serias del proyecto “Nuestro patrimonio”, acuerda Оleg Lukashйvich. “Lo que logramos hallar cien interesantes monumentos arquitectуnicos en nuestra Patria, se hizo todo un descubrimiento para nosotros mismos y para aquellos quien habнa visto estos programas. Pues entonces muchos belarusos podнan contar sobre Petergof, Anillo de Oro de Rusia, encantos de Parнs, pero no conocнan las bellezas de su propia Patria. Sн, alguien visitaba Mir y Nesvizh, en donde se preservaron los castillos del siglo XVI, pero para sentirse orgullosos por su Patria, para comprender la grandeza de la cultura belarusa no es suficiente conocer estas obras maestras”.
Аlexandr Аlexйev reflexiona: “Parece bien evidente que en Belarъs se hayan conservado los monumentos arquitecуnicos ъnicos. Pero los monumentos que descubrнamos para nosotros mismos y luego para el pъblico nos impresionaban muchнsimo por su belleza. Es increнble, pero todo esto existe en nuestro paнs y no en el exterior, se sorprendнan muchos. El video y el бlbum torpedearon muchos estereotipos sobre Belarъs”.
Oleg estб de acuerdo: “A veces descubrнamos cosas increнbles. Llegamos al pueblo Gremiache, municipio de Kamianets, rodeado de la espesa Belovйzhskaya Puscha (el bosque mбs grande del continente europeo — Aut.), y nos espera una sorpresa de la civilizaciуn de los tiempos remotos: una hermosнsima hacienda. En la antigua casa de seсores nos impresionу mбs que todo un detalle: la elegante escalera de caracol adornada con una fina rejilla perforada de hierro. ЎToda una obra de arte! En 2001 vimos la escalera entera, pero cuando venimos al pueblo un tiempo despuйs no la encontramos. Simplemente desaparaciу”. De esa manera Alexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich se han fijado que cualquier belleza puede desaparecer, que hace falta cuidarla. Asн que, tambiйn se hicieron investigadores.
“Para entender el fenуmeno de la antigua civilizaciуn belarusa hace falta conocer sobre que bases ha sido formada”, raflexiona Oleg Lukashйvich. “La gente de aquн conocнa la aguja de marear en el arte, traнan del extranjero cosas muy hermosas. Lo que cuenta mucho sobre el modo de la vida de los belarusos en el pasado, del nivel de su cultura y del gusto de ciertas personalidades”.

Viento en popa al gran barco
El бlbum “El patrimonio de Belarъs” editado por primera vez en 2004 уa fue reeditado varias veces. La tirada total llegу a mбs de 30 mil ejemplares. Y todos fueron vendidos. En mucho tiempo, en Belarъs en la ediciуn de libros no sucedнa nada parecido. Aunque la publicaciуn de “El patrimonio de Belarъs” tuvo su historia. El consejo artнstico de una instituciуn pъblica decidiу rechazar el libro. La verdadera causa fue lo que muchos importantes miembros del consejo se pusieron celosos, porque dos jуvenes les aventajaron a sus compaсeros mayores. Los libros en Belarъs siempre sabнan hacerlos, pero raras veces en las tiendas uno podнa ver los бlbum con las vistas del paнs que impresinaban tanto. Los maestros de foto de “la antigua escuela” tradicionalmente se centraban en el juego de colores y sombras, sacando las bellezas de la patria, pero para enfocar la atenciуn en las mismas obras de arte, en el бngulo de toma que reflejarнa su profunda peculiaridad –como lo hicieron Alexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich– a nadie le ocurriу hacerlo antes. Pero los “dos capitanes” abordaron el asunto de un modo bien serio. Al analizar muchos documentos literarios, al consultar con los especialistas, diseсaron sus propisas rutas de expediciones. Utilizando sofisticadas cбmaras fotogrбficas y filmadoras, hicieron miles de fotos y sinnъmero de tomas. Aunque el clima no siempre favorecнa a su trabajo. Аlexandr acuerda: “A veces ocurrнan situaciones, cuando con el tremendo frнo de 15 o 20 grados bajo cero, entusiasmado por la bъsqueda del бngulo perfecto de toma, olvidas de sн mismo. Lo entiendes, cuando tu calzado se moja de parte a parte y los dedos ya niegan a moverse. Pero todo esto se olvida en un instante, cuando te sale buena imagen”.
Cada una fotografнa es el instante que manifiesta la maestrнa del autor. Es una intensa labor con la luz, sombra y la composiciуn. Alexandr y Oleg lograron mostraron claramente que la belleza de la herencia cultural de Belarъs se puede descubrir a travйs de la armonнa de las formas, el equilibrio de los colores y la fuerza expresiva y emocional. Lo apreciу el ministerio de Informaciуn y a pesar del rechazo del consejo artнstico diу visto bueno para editar “El patrimonio cultutal de Belarъs”. Asн que el importante proyecto artнstico recibiу la “luz verde”…
Оleg explica el йxito de su labor: “Los бlbum de los maestros de foto editados anteriormente, sin duda, son buenos. Los cientнficos tambiйn hicieron mucho para investigar los monumetos de historia. Fueron publicadas decenas de libros sobre la arquitectura y el arte, pero estos libros son sobrecargados de material etnogrбfico, escultura y arquitectura. Resulta que no sabes donde poner los ojos. Los acentos no estбn puestos. Al contrario, nosotros ponemos acentos, invitando al pъblico –en nuestros programas de televisiуn y en nuestros бlbum– mirar a Belarъs desde un solo punto de vista, pero de modo bien atento. Como el primer “punto” elegimos el arquitectуnico. Otro tema deseсado cuidadosamente abarca los objetos del arte decorativo y aplicado desde los tiempos de la antiguedad hasta nuestros dнas: varias cosas de oro y de plata adornadas con las piedras preciosas que estбn presentadas en el segundo libro del proyecto “El patrimonio de Belarъs. Los tesoros”. Aunque varios conocedores nos aseguraban que no saldrнa nada bueno de nuestra idea, pues en el paнs casi no se preservaron verdaderos objetos de valor. Por suerte, nuestras bъsquedas desmintieron estos mitos. Otra cosa que, por ejemplo, publicando las reliquias eclesiбsticas, nos vimos obligados a evitar la indicaciуn de su lugar preciso de ubicaciуn para que el бlbum no se convirtiera en perfecto “guнa para los ladrones”.
Alexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich seсalan: “En el proceso de la creaciуn del proyecto artнstico “El patrimonio de Belarъs” para nosotros lo mбs importante fue el apoyo y la confianza de parte de la iglesia ortodoxa y catуlica. Por eso todos nuestros бlbum estбn hechos segъn la bendiciуn del metropolit Filaret y del cardenal Kazimir Sviontak”.

La diplomacia popular
En las embajadas belarusas en el exterior saben presentar nuestro paнs a los estranjeros. En las misiones diplomбticas tratan de tener unos ejemplares de los бlbum “El patrimonio de Belarъs”, pues este бlbum cuenta mejor que cualquier discurso sobre los atractivos de nuestra tierra sita en el mismo corazуn del continente europeo.
Los бlbum con los lugares hermosos de Belarъs que alguien nombrу “diplomбticos populares” fueron obsequiados al papa de Roma y a la reina de Gran Bretaсa. En Roma y Londres, estas capitales del mundo, en tiempos pasados la tierra desconocida, terra incognita Belarus, уa es una palabra familiar, llena de carбcteres metafуricos basados en la herencia, presentada en los infolios del dъo Аlexйev—Lukashйvich. Los representantes del Museo Britбnico, al conocer las obras maestras de “El patrimonio”, quisieron organizar en Londres la exposiciуn de las reliquias culturales belarusas. A la gente de la Europa Occidental la herencia del paнs de la Europa Oriental se las impresionу no menos de las antiguas rarezas egipcias.
Аlexandr y Oleg en su obra frecuentemente interpretan el lugar de su paнs natal en la Tierra. Pues hace falta seguir para adelante: buscar nuevos rasgos que destacan Belarъs entre los paнses vecinos. “їQuй simboliza Belarъs?”, reflexiona sobre la verdadera “marca” del paнs Oleg Lukashйvich. “En Parнs comprй la enciclopedia “Los paнses del mundo”. їY quй fotografнas contiene el artнculo sobre Belarъs? ЎUn pantano de Polesie! ЎBasta! ЎEs una vergьenza!”
A lo mejor, al hojear los tomos de “El patrimonio” y al ver, como estб presentada Belarъs, a los editores parisinos no serб fбcil elegir la imagen mбs representativa de Belarъs. Incluso los extensos bajos de Polesie ofrecen gran cantidad de atracciones sin igual. Lo confirman las obras fotogrбficas de Alexandr Alexйev y Oleg Lukashйvich.
La tierra belarusa guarda innumerables tesoros. Мuchos de ellos todavнa no fueron sacados a la superficie: hace falta hallarlos. Otros se guardan cuidadosamente –cerrados, como decimos, con tres cerraduras y con siete sellos– en los museos. Pero las reliquias no deben permanecer en los fondos de reserva, deben estar expuestas para que la gente las vea. En muchos casos Аlexйev y Lukashйvich por primera vez mostraron los tesoros –aunque en las pбginas del бlbum– para que los contemple el pъblico.

Palabra cariсosa, la foto brillante
La palabra belarusa “spбdchyna” (herencia — Aut.) para ambos artistas es una palabra bien cariсosa. Аlexandr y Oleg explican: “Para nosotros la “herencia” es todo lo que nuestros ancestros nos han dejado como recordatorio de sн mismos y de su civilizaciуn. A base de cada uno de estos importantes segmentos de la cultura nacional serб editado un бlbum particular. Nuestra meta consiste en mostrar todas las riquezas de Belarъs desde diferentes puntos de vista. Tenemos planeado hacer бlbum sobre los frescos que han adornado los templos a partir del siglo once, sоbre la herencia de los prнncipes Radziwill que de hecho eran los reyes de nuestra Patria. Ademбs de eso, merecen una especial atenciуn los monumentos de la arquitectura de madera y los libros antiguos.
El proyecto de Alexйev y Lukashйvich obtuvo el reconocimiento del pъblico que, como se sabe, vota con el aporte monetario. El libro, cuyo precio en 2004 ha sido de treinta dуlares, a esta altura ya se vende por cincuenta como mнnimo. Para el mercado belaruso de libros –editados en los aсos recientes– es bastante caro. No obstante, es una ediciуn vбlida, en todos los sentidos.
Los autores del proyecto fueron galardonados con el premio presidencial “Por el renacimiento espiritual” y con el diploma Francisco Skoryna del ministerio de Informaciуn.
Аlexandr y Oleg acuerdan que para el premio “Por el renacimiento espiritual” los promoviу el mismo metropolita de Minsk y de Slutsk, el Exarca Patriacal de toda Belarъs, Filaret: “Venimos a visitar al Soberano para regalarle nuestro бlbum. El metropolita abriу el libro, en donde aparece la imagen del icono de la Madre de Dios de Minsk y… besу la misma, como si fuera verdadero icono. Para nosotros fue el elogio mбs grande. Unos instantes mбs tarde el Soberano dijo de improviso: “їPor quй no promover “El patrimonio de Belarъs” para un premio?”.

El tiempo de recoger las piedras
“Belarъs fue arrasada por muchas guerras. En varias ocasiones el paнs fue saqueado por los invasores extranjeros. Мuchos valores fueron llevados de nuestras tierras. El pueblo estuvo agotado por las duras pruebas: durante largo tiempo la gente ni tenнa ganas de contemplar las bellezas. A esta altura ya llega el tiempo de recoger las piedras. Creбnme, entre los cantos rodados comunes –que forman parte de la herencia nacional– tambiйn permanecen muchas joyas”, asevera Alexandr Alexйev.
Alexandr Аlexйev y Oleg Lukashйvich siguen buscando y hacen nuevos hallazgos de la peculiaridad belarusa: en aquellos tiempos, cuando los Radziwill invitaban a Belarъs a los mejores arquitectos italianos, cuando Skoryna, siendo uno de los primeros en Europa, editу la Biblia en el idioma belaruso. De todo esto acuerdan las piedras y los libros. Pronto estos artefactos ъnicos los veremos en las pбginas de sus nuevos бlbum. їSi influenciarбn estos infolios en los cambios de las opiniones sobre Belarъs en el mundo? Segъn sus autores, este proceso ya se iniciу. ЎSigan las novedades de “El patrimonio de Belarъs” en los canales de televisiуn y en las librerнas!

Vнktar Kуrbut
Заметили ошибку? Пожалуйста, выделите её и нажмите Ctrl+Enter
Версия для печати
Заполните форму или Авторизуйтесь
 
*
 
 
 
*
 
Написать сообщение …Загрузить файлы?
Новости
Все новости